¿Será julio o agosto el mes para la reapertura de clubs deportivos y gimnasios?

Autor  »

Hombre vestido con una traje anti Covid-19 sujetando una raqueta de tenis

El pasado 14 de marzo nos vimos obligados a cerrar los clubs e instalaciones deportivas. Una decisión que preocupa seriamente a los propietarios y a las Junta Directivas de este tipo de instalaciones, sobre todo por la incertidumbre que genera el no saber hasta cuanto puede durar el decreto que los mantiene con las persianas bajadas. Tal como vaticinan los expertos del sector deportivo, el arranque va a ser muy duro y largo. En el caso de los gimnasios coincidirá con la peor época del año que es el periodo de verano. En el caso de los clubes deportivos, podrá tener afectación en los casales de verano así como en sus escuelas deportivas. Por tanto, es clave empezar a trabajar en un escenario de arranque post-confinamiento, teniendo en cuenta que lo más probable es que podamos abrir pero con aforos limitados (lo que afectaría a los gimnasios más pequeños) y con medidas sanitarias y de higiene muy estrictas (partida económica que se verá incrementada en los presupuestos).

Es clave empezar a trabajar en un escenario de arranque post-confinamiento, teniendo en cuenta que podamos abrir con aforos limitados.

Hace unos meses atrás, si pensábamos en inscribirnos a un club deportivo y social, lo que más valorábamos era encontrar un ambiente saludable para nosotros y para nuestra familia. Además, que fuera un espacio que pudiera ofrecernos los máximos servicios para hacernos sentirnos como en casa con, por ejemplo, clases de tenis, pádel o actividades dirigidas, servicio de fisioterapia, nutrición o belleza. Y si todo esto estaba acompañado de tecnología que permitía vivir nuevas experiencias diariamente, entonces estábamos ofreciendo un amplio abanico de actividades y servicios que difícilmente cualquier persona podía rechazar.

Por tanto, podríamos decir que se trataba de un Club de “10”. Pero para llegar a este punto y en la situación actual que estamos viviendo, es muy importante que tengamos en cuenta que para mantener a los socios y abonados los clubs o centros deportivos deberán ser polivalentes y saber adaptarse a las nuevas situaciones. Estamos en una época donde las tendencias cambian muy rápido y si los clubs no se adaptan a estas nuevas circunstancias pueden perder un volumen muy elevado de socios.

Los clubs y centros deportivos deberán ser polivalentes y saber adaptarse a las nuevas situaciones. Si no lo hacen, pueden perder un volumen elevado de socios.

Esto es lo que ocurrió a muchos centros deportivos con el deporte del pádel y la crisis del 2008. Hace unos 20 años atrás, el pádel irrumpió con mucha fuerza en el sector deportivo y los Clubs principalmente de tenis que no lo ofrecían o no disponían de instalaciones para ofrecerlo veían como en poco tiempo empezaban a perder a sus usuarios. En ese momento la nueva sensación y tendencia en el sector era claramente el pádel, por lo que los clubs que pudieron invertir en la construcción de pistas vieron como su lista de socios y su economía crecía rápidamente.

Por otro lado, algunos Clubs de tenis cayeron en el error de no invertir cuando las cosas les iban bien ya que creían que sus socios serían fieles a la entidad y nunca dejarían de estar vinculados con el centro. Estas entidades, debido a la pérdida de asociados que estaban teniendo, no tuvieron más remedio que invertir y endeudarse para frenar la pérdida de abonados. A este hecho, además, se unió la crisis económica a nivel mundial del 2008 que ocasionó una sociedad mucho más exigente con los servicios que contrataba. A causa de dicha crisis, comenzamos a ver una crecida en la oferta de gimnasios Low-Cost e Indoors con pistas de pádel que por una cuota mensual de 15€ permitían al usuario contar con las últimas tendencias en maquinaria y el deporte de moda.

En el 2020, podemos afirmar que el deporte del pádel no es un factor decisivo para adquirir nuevos socios en los Clubes Deportivos, puesto que el cliente que únicamente quiere practicar pádel buscará un centro indoor a un precio económico puesto que este cliente no se fideliza con nadie. Lo mismo ocurre con el perfil de cliente que únicamente práctica actividades dirigidas, donde la tendencia será buscar un gimnasio Low-Cost.

Esta crisis será mayor a la que se vivió durante la recesión económica de 2008, por lo que los responsables de los clubs y centros deportivos deberán adelantarse a los nuevos escenarios.

Y es en este momento, y siendo conscientes de que los directivos del sector afirman que esta crisis será mayor a la que se vivió durante la recesión económica de 2008, cuando nos planteamos: ¿qué deberán hacer los responsables de los clubs o centros deportivos delante de este tipo de situaciones cambiantes? Hay una cosa que tenemos clara: deben adaptarse y adelantarse a los nuevos escenarios. Y en esta adaptación, unas de las piezas clave y más importantes son los trabajadores de la entidad así como los propietarios o Juntas Directivas.

En el caso de los trabajadores, estamos hablando de la gerencia, los directores de área deportiva, el departamento de marketing y comunicación, el área de mantenimiento… ya que estas secciones son las que harán que el Club realmente se adapte a las nuevas circunstancias. Otro factor muy importante, por no decir uno de los más importantes, es contactar un equipo de responsables que esté unido y realmente motivado.

Respecto a las Juntas Directivas o propietarios de las instalaciones, es imperativo que trabajen con una hoja de ruta clara y con unos objetivos a corto, medio y largo plazo que marquen la dirección a seguir por el Club sin perder de vista el propio ADN que hace exitosa a la entidad. Así mismo, tener la máxima confianza en su equipo de profesionales va a darles a dichos trabajadores la libertad necesaria para tomar las decisiones adecuadas en cada situación.

Y ahora, frente a la situación excepcional con el Coronavirus SARS-CoV-2, ¿cómo actuamos?

Nos encontramos frente a un panorama desconocido e incierto. Los clubs y centros deportivos, al no poder ofrecer su servicio de manera presencial debido al cierre temporal de las instalaciones se están adaptando ofreciendo diariamente clases, entrevistas y retos a través de la redes sociales, dando espacio al “homefitness”. Este escenario que estamos viviendo estamos convencidos que hará que cambiemos la forma de actuar en los clubs y gimnasios. Por ejemplo, y teniendo en cuenta la posible limitación del aforo de las actividades por prevención, ¿deberíamos seguir ofreciendo actividades dirigidas y clases online en directo para aquellos socios/abonados que se queden sin plaza en la sesión a la que pretendían acudir? ¿O realizar las actividades dirigidas en las pistas de pádel para garantizar a nuestros socios o abonados la práctica del ejercicio con completas garantías sanitarias?

Ahora, más que nunca, es el momento de tener la mente abierta, de ser polivalentes y saber adaptarnos a esta nueva situación. Por tanto, el club, centro deportivo o gimnasio que sea pionero y adopte esta nueva manera de consumir nuestro producto o servicio satisfaciendo las nuevas necesidades del cliente crecerá en número de socios y, en consecuencia, verá incrementada su economía. ¿A qué estamos esperando?

El club, centro deportivo o gimnasio que sea pionero y adopte esta nueva manera de consumir nuestro producto o servicio crecerá en número de socios y verá incrementada su economía.

Pautas para reconectar con los socios y abonados

Desde GC Asesoría Deportiva os ofrecemos unas pautas que os sean de ayuda para volver a conectar con vuestros socios/abonados y readaptaros a este nuevo escenario:


1. Unión: conseguir que el equipo de trabajadores y coordinadores esté más unido, conectado, motivado, implicado y comprometido que nunca.

2. Disciplina: seguir unas directrices y una gestión clara para evitar la desorganización y optimizar el tiempo y los recursos.

3. Innovación y excelencia: ser más creativos, plantear nuevo retos, programas… e introducir cambios de mejora en la organización. Intentar hacer las cosas de la mejor manera posible.

4. Comunicación: revisar la comunicación tanto interna como externa (canales, herramientas, documentación…). Debemos ser más comunicativos y estar más cercanos a nuestros socios.

5. Marketing: estar activos y llevar a cabo campañas de captación y de fidelización.

6. Atención al cliente: resolver dudas, consultas, quejas e incluso salvar posibles bajas de socios o usuarios. Actuar ahora es ganar después.

7. Colaboración: generar nuevas colaboraciones no solo dentro de la organización sino con otras empresas, instituciones y organizaciones de nuestro entorno y sector. Además, es vital respetar a nuestra competencia y generar sinergias para mantener la calidad.

8. Responsabilidad social: mayor compromiso ético y actuar de acuerdo a nuestros valores.


Para más información, puedes ponerte en contacto con nosotros aquí.

¿Quieres estar al día de
lo último en el sector deportivo?

Suscríbete a ‘GC News’ y recibe la información más relevante del sector.